No estoy aquí para demostrarte nada.

miércoles, 2 de enero de 2013

Confess to someone


Reconozco que al principio no tenía muy seguro el hecho de si eramos una verdadera pareja. Todo por las continuas discusiones sin sentido. A medida que ha pasado el tiempo, tú has dudado y como no, yo también. Mis dudas eran más serias, pues me planteé si me gustaba otra persona más que tú y empecé a sacar mis conclusiones de que si de verdad te quería. A pesar de que me atraiga otra persona, en ningún momento pensé en no serte fiel. Primeramente creí que se debía a mis principios, sin embargo decidí que no merecía la pena perderte por un mero capricho. También reconozco que creí no quererte, por el hecho de que hubiese dejado de respirar por tu anterior. Creía que no podría quererte como a él. Poco a poco me di cuenta de que era así. No puedo quererte como a él, sólo puedo quererte mejor. También diría que más, pero al fin y al cabo el amor no se puede medir. Contigo he aprendido que en esto no solo se trata de uno, sino de los dos. Contigo he descubierto, que puedo sentirme molesta por comentarios sobre chicas, lo cual revindico que no es celar. Contigo he aprendido que no es amar el dejarse la piel si lo pidiera mi pareja. Quiero que sepas simple y llanamente, que cada día  haces sentirme muy afortunada y que cada vez me llenas más. Y sí con esto a lo que quiero llegar es que aprendí lo que es la palabra querer cuando al decirme que nunca me vas a dejar rompí a llorar. 


Te quiero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario